Hoy te presento una propuesta sin precedentes. En el carnaval de Sao Paulo, Brasil, lograron juntar tecnología con Samba, y hacerlo bien, en tan solo un año.

Los detalles y todo lo que involucró es digno de un proyecto tecnológico de alto calibre ¿Sería replicable o inspiración en otros países?

Pulseras que midieron el latido de los corazones de los miembros de la escuela en su trayecto de sesenta minutos sambando. Códigos QR en los disfraces que muestran el proceso de producción y los porqués del diseño de la ropa de los miembros de la escuela. Y, por si fuera poco, un Robot que utiliza inteligencia artificial en el carro Abre Alas junto a una aplicación para que el público interactúe con la presentación «Tempos Modernos», Samba do enredo 2020 de la escuela de samba de São Paulo, Rosas de Ouro.

Nos unimos a Revolution 4.0 con Carnival, y no había manera: era samba

André Machado, Carnavalesco de Rosas de Ouro y director creativo.

Realidad aumentada, inteligencia artificial, 2 antenas de red celular privada, 250 bandas, 2,000 chips RFID, 8 portales RFID, 6 robots colaborativos, 3 infraestructuras de servidores en la nube y estación de monitoreo, pulseras que midieron el ritmo cardiaco y transmitieron la emoción de los sambistas, una aplicación para Android y para iOS, son inusuales para una escuela de samba, pero, ya no más…

La escuela de Samba “Rosas de Ouro” desarrolló una trama o historia de Samba (Enredo) cuyo objetivo fue mostrar la historia de las revoluciones industriales hasta llegar a la Era tecnológica en la que estamos.

Innovación y tecnología en la avenida

La presentación de la escuela Rosas do Ouro contó la historia del robot ROXP4, la mascota de samba-enredo, que se hace amiga de un niño, pero que se quedó fuera del ambiente del carnaval ensimismado con las nuevas tecnologías. El robot encuentra un libro llamado «Tiempos modernos», que trae la historia de la revolución industrial en cuatro temas: educación, empleo, productividad y salud, de allí se desarrolla toda la historia con samba y tecnología por doquier.

Los carros alegóricos, entre ellos uno que llevaba a “Los Supersónicos” se produjeron en 3D para fuesen posible de capturar con realidad aumentada. Uno de los autos tenía cuatro brazos robóticos, de los que se usan en la industria manufacturera inteligente.

«Pero vamos a demostrar que el robot, o incluso la máquina más perfecta, nunca tendrá una sola cosa: sentir»― André Machado, Carnavales de Rosas de Ouro y director creativo.

Esperando el momento propicio para una idea única

Tal como nos sucede al EMPRENDER, las ideas deben esperar su momento para cristalizarse, claro que hay que trabajar y hacerlas realidad.

La idea de mezclar samba y tecnología surgió en la Academia, en 2008, el Grupo de Automatización Eléctrica en Sistemas Industriales (Gaesi), un colectivo de estudios de la USP, escribió un libro titulado «Automatización y Sociedad: Cuarta Revolución Industrial, una mirada a Brasil».

«En ese momento, nadie estaba interesado en el libro», dijo Elcio Brito da Silva, PhD y socio gerente de SPI Integração de Sistemas, líder del comité de gestión del Proyecto Carnaval 4.0 e investigador de la Universidad de Sao Paulo.

El momento llegó 12 años más tarde, cuando se habla por todos lados de inteligencia artificial y el público está más interesado en saber que nos depara el futuro.

Me encanta el Samba de Enredo, y toda la cultura que gira a su alrededor, tal vez, tiene que ver con que mi nombre es de origen brasilero y he leído a varios de sus autores más destacados. Cada año veo la transmisión de sus desfiles, desde la perspectiva de la creatividad, y desde la visión de lectora y narradora de historias, cada propuesta que presentan y siempre me sorprenden con su talento.

Proponer que en el futuro un robot se encuentra un libro, la principal fuente de conocimiento de un pasado lejano, dispositivo que le permite viajar a través de revoluciones industriales en busca de respuestas a sus preocupaciones que lo llevan a descubrir que, a pesar de toda la evolución tecnológica, la máquina más perfecta es el ser humano, con sus sentimientos, su fuerza y su poder de creación, es sin dudas un acierto.