Coloca aquí _______________________, el nombre de TU EMPRENDIMIENTO (en mayúsculas cerradas y negritas). ¡Créetelo! Lo que hoy construyes vale y mucho. Vale exactamente lo mismo que valía Facebook, Instagram, WhatsApp, Amazon, ALIBABA y otros (que el mundo admira) en el mismo momento en que te encuentras tú. Para ellos en sus inicios, para ti en tu ahora, tu presente, tu realidad. Clientes

En tecnología, hay que poner un precio justo y hacer que valga. Y ese precio lo pones tú, lo construyes tú, te lo ganas a pulso tú ¡No lo olvides!

¿Y cómo hago eso? Emprendimiento

Te estarás preguntando y diciendo: «¡ah sí! lo que yo encuentro son clientes que quieren pagar muy poco o todo lo quieren “GRATIS”. A mí me está costando muchísimo, esos fueron ellos y quien sabe que más.» Sácate de la cabeza todos esos pensamientos y échale ganas, y mientras llega tu momento, lee este “post”.

Si no te pagan lo que VALES, no es porque NO LO VALES, es porque AÚN NO HAS ENCONTRADO a los ¡CLIENTES CORRECTOS!

Buscando a los clientes correctos ¡Vamos a encontrarlos!

A esos clientes hay que buscarlos, hay que hacer que nos encuentren, hay que estudiarlos y llegar a ellos. Es parte fundamental de la ecuación. ¿Cómo lo haces? Aquí es donde pones tu creatividad y CONTACTOS a funcionar.

¿Sabes qué el boca a boca o la recomendación de un amigo aún vende más que la publicidad pagada?

Desarrolla un PRODUCTO o SERVICIO genial, una PROPUESTA DE VENTAS tan buena, que TODOS TENGAN QUE HABLAR DE ELLA.

Lo que nos enseñan las marcas de lujo a los tecnólogos

En Luxury Marketing se sabe qué NO TODOS pueden acceder a las MARCAS PREMIUM, y eso, las hace más deseables. Una marca de lujo NUNCA BAJA SU PRECIO para que la compres, tú haces el desembolso porque para ti como consumidor ¡LO VALE!

Al emprender en TECNOLOGÍA, tu KNOW HOW es transversal a todas las empresas y negocios, porque todos precisan, en algún momento, de tecnología o de aplicaciones de tecnología para su ecosistema comercial. TU CONOCIMIENTO, EXPERTICIA Y EXPERIENCIA, TU TIEMPO Y ACTIVOS valen ¡ponlos en valor y no te dejes hacer menos! ¿Perderás pseudo clientes? Sí, pero ¿Quieres hacer negocios con quien te valora como algo de poca monta o a quién paga con gusto por lo que vales?

El sábado pasado me regalaron la mejor clase de marketing gratuito que he recibido en los últimos años y eso que se supone que yo sé mucho de marketing, porque es parte integral de mi carrera profesional, formación académica y experiencia.

Te lo relato de forma breve, estuve en una capacitación de SEO orgánico y en la pausa para “el café” hablando sobre «hobbies» e intereses fuera de lo laboral, un experimentado tecnólogo, dueño de su empresa, me dijo:

«En caso de que no encuentres personas con las mismas aficiones, que hablen o hagan lo que te apasiona, siempre hay que buscarlas, por allí aparecen. Al principio, tal vez, solo será una persona, luego ese alguien te presentará a alguien más y cuando menos esperas habrá un grupo del que formarás parte y te conocerán. Funciona similar en los negocios: “Si no te pagan lo que VALES, no es porque NO LO VALES, es porque AÚN NO HAS ENCONTRADO a los ¡CLIENTES CORRECTOS!”»

¡QUÉ CLASE TAN SIMPLE Y MAGISTRAL DE MARKETING! Sigo pensando en esa metáfora, y en que no hay CASUALIDADES, son CAUSALIDADES: hay que conectar con otros para recordar, aprender y aplicar lo que tu emprendimiento necesita para crecer. Y eso solo viene de personas, no de robots ni de inteligencia artificial.

¿Cuánto vale tu emprendimiento? Recuerda, ¡tú le pones el precio!